Contáctanos a través de:
Las Grutas de Coconá en Tabasco, y su cenote escondido. Tabasco. Imagen. Archivo Las Grutas de Coconá en Tabasco, y su cenote escondido. Tabasco. Imagen. Archivo

Ecoturismo - Turismo Sustentable

Las Grutas de Coconá en Tabasco, y su cenote escondido

Acompáñanos en un recorrido por las grutas de Coconá en Tabasco, adéntrate en sus entrañas y descubre porque los mineros dicen que la tierra llama.

Viajar por el sureste de México es una de las aventuras más sorprendentes que podemos experimentar, no solo por su cultura y gastronomía, sino también por sus maravillas naturales como las Grutas de Coconá en el estado de Tabasco.

No voy a negar que antes de visitar este estado lo primero que pensaba al escuchar su nombre eran pejelagartos, chocolate y petróleo.

Sin embargo,  mi sorpresa fue encontrar un lugar lleno de grandes ríos, imponentes lagos y grandes extensiones de tierra. Debo aceptar que nunca se me ocurrió pensar que también cuenta con una majestuosa sierra selvática.

grutas-de-cocona-entrada-640x477
Imagen: Archivo

Es justo en una de esas montañas que se encuentran las Grutas de Coconá, uno de los secretos mejor guardados de Tabasco.

La primera impresión que tuvimos al llegar es que nos habíamos topado con una pared natural. Ahí donde termina la carretera y se junta con los cerros se localiza la entrada a las cavernas.

Un guía se acercó rápidamente a nosotros para llevarnos casi de la mano por sus pasillos y recovecos mientras nos explicaba las diferentes formas que se dibujan en las paredes.

Las Grutas de Coconá en Tabasco y su cenote escondido. Tabasco. Imagen. Avatar7
Grutas de Coconá. Imagen: Avatar7

Coconá significa: agua onda en lengua zoque

Grutas de Coconá en Tabasco: ¿Cómo es el pase en las grutas?

Ve preparado para caminar porque el paseo por las Grutas de Coconá en Tabasco se extienden por 500 metros de ida y la misma distancia de regreso.

Al principio, el ambiente es muy fresco en comparación con el cálido exterior, pero conforme avanzamos comenzamos a sentir como se eleva la temperatura y la humedad al mismo tiempo.

A lo largo del camino fuimos encontrando diversas cámaras donde se crearon una infinidad de estalactitas, estalagmitas y otras divertidas formaciones.

grutas-de-cocona (11) (640x479)
Imagen: Archivo

Salón de los fantasmas

La primer bóveda se llama “El Salón de los fantasmas”. A pesar de su nombre no nos dejamos intimidar aunque ganas no nos faltaban debido a su obscuridad.

Ahí pueden observar al monje – dijo el guía- señalando con su lámpara su sotana, su cara tapada y hasta una mano. Esa fue la primera figura que logramos distinguir.

De ahí en adelante continuaron decenas de imágenes sobre las paredes: la iguana, la muela el juicio, un racimo de uvas y una virgen fueron de las más memorables explicaciones coloquiales.

grutas-de-cocona-columna-640x480
Imagen Archivo

Estalactita: Una formación alargada y puntiaguda que cuelga de las cuevas creada a base de los minerales que escurren del constante goteo del agua que se filtra por el techo de una bóveda.

Estalagmita: Una estructura tubular que crece del piso de las cavernas erigidas por las gotas que caen de las estalactitas.

Cuando las dos crecen tanto que llegan a unirse, se le llama columnas.

Las Grutas de Coconá en Tabasco y su cenote escondido. Tabasco. Imagen. Juan Ramón Velázquez Mora
Las Grutas de Coconá. Imagen: Juan Ramón Velázquez Mora

Grutas de Coconá: Salón los niños perdidos

El siguiente salón es de “Los Niños Perdidos”, y es que -aunque no lo creas- si parecieran dos parejas de infantes que se quedaron petrificados, una escena muy impactante que recordaremos por mucho tiempo.

Debo de aceptar que no siempre identificaba las figuras a primera vista, en ocasiones tenía que esforzarme un poco por ver los tres barquillos de nieve o la gallina sin cabeza.

Otras eran muy sencillas como el Buda, los tres reyes magos o la serpiente de tres colas que recorre todo la orilla de una pared.

grutas-de-cocona (9) (640x445)
Imagen: Archivo

Un dato muy interesante de las Grutas de Coconá en Tabasco es que cuando llueve demasiado todas las cámaras se llenan de agua y solo una parte de las grutas es visitable, así que no te frustres si no puedes llegar hasta el final, ¡Es parte de la aventura!

Cuando creíamos que ya lo habíamos viso todo llegamos a un salón que alberga un cenote de 35 metros de profundidad. ¡Nos quedamos tan sorprendidos como tú!

Claro, las cuevas son el elemento natural donde se encuentran estas acumulaciones de agua pero nunca habíamos imaginado que lo encontraríamos en Tabasco.

Las Grutas de Coconá en Tabasco. Tabasco. Imagen. Francisco Diaz Ortega
Las Grutas de Coconá. Imagen: Francisco Diaz Ortega

Lo más alucinante es que en sus aguas viven peces ciegos sin escamas, sí leíste bien, peces que se alimentan de lama y que han logrado sobrevivir a estas extremas y aisladas condiciones.

Aunque nos son los únicos habitantes de estas tierras, también nos topamos con algunos murciélagos de fruta que revolotearon a nuestro alrededor.

Las grutas de Coconá fueron descubiertas en 1892 por los hermanos Rómulo Calzada quienes vivían en una población cercana.

Las Grutas de Coconá en Tabasco. Tabasco. Imagen. Coral Paradise
Las Grutas de Coconá. Imagen: Coral Paradise

Bóveda Celeste

A pocos metros de ahí se encuentra la pabellón más grande de las grutas de Coconá, imagina una cavidad de 20 metros de alto por 63 metros de ancho, ahora combínalo con una gran humedad y guano de murciélago.

Es el ambiente que se aspira en “La Bóveda Celeste”, como se le conoce a esta caverna. Lo que te puedo decir es que estar ahí es impresionante debido a sus dimensiones.

La figura más visitada es “El cristo” incrustado en uno de sus muros, su silueta es tan definida que pareciera que fue mandada a construir específicamente para los visitantes.

grutas-de-cocona-salon-nino-perdido-640x460
Imagen: Archivo

Una estalactita o una estalagmita crecen en promedio 1 centímetro cada cien años.

Pronto llegamos a otro cuerpo de agua de 5 metros de profundidad, en el pasado era posible meterse a bañar, hoy en día está prohibido, pero eso no te limita a admirar su belleza. Recuerda que debes respetar las indicaciones de los guías y no salirte de los senderos.

Desafortunadamente llegamos al final de las grutas y ahí comenzó la travesía de regreso. Ya de vuelta recordé la conversación que había tenido con un minero quien afirmaba que “la tierra llama”; me explicó que una vez que has entrado en ella, querrás regresar siempre.

grutas-de-cocona-socavon-640x480
Imagen: Archivo

Las grutas de Coconá son la puerta que nos dejó abiertas la madre tierra para visitarla. Si aún no lo has experimentado date la vuelta por Tabasco y vive por ti mismo esta maravilla natural. Porque como dicen por ahí “Tabasco es un Edén”

Para reservar tus vacaciones por Tabasco y el tour a las Grutas de Coconá visita Miescape.mx

Agradecemos el apoyo en el tour por las grutas en Tabasco a Danta Viajes de Aventura, y recuerda #Nuncadejesdeviajar.

Baja California Sur

La Purísima, el imperdible en Baja California Sur ¡solo para los mas aventados!

¡La Purísima es el oasis con mayor riqueza específica en Baja California Sur!

Enclavada en el corazón de Baja California Sur, específicamente en la zona norte del municipio de Comondú, La Purísima se erige como un destino inigualable para los amantes de la naturaleza, la historia, la gastronomía y los deportes de aventura como el kayak.

A continuación, te comparto algunas razones para elegir La Purísima como el próximo destino para disfrutar de una estadía memorable.

Aventura en La Purísima. Foto por Discover Baja Travel Club.

La rica historia de La Purísima se remonta al año 1717, cuando el padre Nicolás Tamaral fundó la Misión de la Purísima Concepción de María Cadegomo, la octava de las edificadas en la península de Baja California.

Este lugar fue elegido por su imponente cerro del Pilón, cuya forma piramidal sorprendió a los misioneros jesuitas del siglo XVIII. Ellos vieron en su forma la imagen de la Virgen María, interpretándolo como una señal divina para asentarse en este lugar.

La Purísima. Foto por Jumping Places.

La misión jugó un papel crucial en la evangelización y colonización de la región. A lo largo de los años, se convirtió en un centro de desarrollo agrícola y cultural. Aunque la misión original ya no está en pie, las ruinas y la historia que la rodea siguen siendo un testimonio del impacto de los misioneros jesuitas en la región.

Visitar La Purísima permite adentrarse en paisajes de ensueño, donde las montañas se reflejan en las aguas cristalinas y la flora y fauna locales se revelan en su esplendor.

Ruinas de la misión. Foto por Sudcaliforniano.

Este destino ofrece a los visitantes una experiencia visual impresionante, ideal para aquellos que
buscan desconectarse y disfrutar de la naturaleza en su máxima expresión.

Los alrededores de La Purísima están adornados con montañas escarpadas, valles fértiles y cuerpos de agua cristalina que proporcionan un contraste sorprendente en medio del desierto.

Estos paisajes ofrecen oportunidades infinitas para los fotógrafos y los amantes de la naturaleza que buscan capturar la belleza salvaje de Baja California Sur.

La Purísima. Foto por ResearchGate.

En Baja California Sur existen solo cuatro oasis con extensiones mayores a 2.0 kilómetros cuadrados, y La Purísima, con sus 2.25 km², representa el tercero en extensión. Este oasis no solo es un refugio de vida silvestre, sino también un lugar perfecto para relajarse y disfrutar de la serenidad que ofrece el entorno natural.

Los oasis son formaciones raras en el desierto, y La Purísima se destaca por su tamaño y biodiversidad. Estos oasis han sido cruciales para las comunidades locales durante siglos, proporcionando agua y recursos en un entorno árido.

La Purísima. Foto por Where Sidewalks End.

Los visitantes pueden explorar estos refugios verdes y aprender sobre su importancia ecológica e histórica.

Purísima es hogar de una gran variedad de especies de aves, peces y otros animales silvestres. La flora de la zona incluye carrizo, tul, guatamote y chicura.

Guatamote. Foto por iNaturalist.

Según Pronatura, La Purísima es el oasis con mayor riqueza específica en Baja California Sur, lo
que la convierte en un destino ideal para los amantes de la biodiversidad y la observación de la naturaleza. Entre las especies de aves que se pueden observar, destacan el halcón peregrino, el águila
pescadora y diversas especies de garzas y patos.

Los cuerpos de agua albergan peces como la tilapia y la carpa, mientras que los mamíferos incluyen coyotes, zorros y conejos.

Esta rica biodiversidad ofrece a los naturalistas y a los turistas una oportunidad única de experimentar la vida silvestre en su hábitat natural.

Halcón peregrino. Foto por Sexado de aves.

La Purísima goza de un clima templado y soleado prácticamente durante todo el año, lo que asegura condiciones perfectas para el desarrollo de diversas actividades al aire libre, como el senderismo, la escalada y el kayak.

Este clima agradable permite a los visitantes disfrutar de la belleza natural del lugar sin preocuparse por condiciones climáticas adversas.

Estofado de cipae. Foto por Unilever food.

La gastronomía de La Purísima es una experiencia que no te puedes perder. Los langostinos son una de sus especialidades, junto con exquisitas carnes, chorizo de abulón y el estofado de cipae.

Además, se pueden disfrutar dulces en conserva y frutas como guayaba, naranja, dátiles, higos, uvas o mango, dependiendo de la temporada. El orégano y el delicioso queso, así como el café de talega, son los compañeros perfectos para la machaca con tortillas de harina recién hechas.

Kayak en La Purísima. Foto por Wikiloc.

Las lagunas y ríos de La Purísima presentan aguas calmadas, ideales tanto para principiantes como para kayakistas experimentados. El kayak en el río de Comondú permite una inmersión total en la naturaleza, ofreciendo una forma de reconectar con el entorno natural y disfrutar de su belleza y serenidad.

Remar por las aguas tranquilas del río de Comondú es una experiencia que ofrece paz y una conexión profunda con la naturaleza. Los kayaks permiten a los visitantes explorar áreas inaccesibles a pie, descubriendo rincones escondidos y observando la vida silvestre desde una perspectiva única.

La Purísima es un destino único que combina historia, naturaleza y aventura en un solo lugar. Con su rica historia, paisajes espectaculares, oasis de ensueño, biodiversidad, clima perfecto, deliciosa gastronomía y aguas serenas, es el lugar ideal para quienes buscan una experiencia inolvidable. No esperes más y planea tu visita a La Purísima, #Nuncadejesdeviajar!.

La Purísima. Foto por Where Sidewalks End.
Continua Leyendo

Ecoturismo - Turismo Sustentable

Parque Nacional de Fiordland, ¡el mas grande de Nueva Zelanda!

Este parque, con sus vastos fiordos, exuberantes selvas tropicales y majestuosos picos, es un paraíso para los aventureros.

¡Bienvenidos a la maravilla natural de Nueva Zelanda! Este hermoso país, conocido por sus impresionantes paisajes y su compromiso con la conservación, es el hogar de 14 parques naturales que son verdaderas joyas para los amantes del ecoturismo. Desde majestuosas montañas y densos bosques hasta lagos cristalinos y playas doradas, cada parque ofrece una experiencia única y una oportunidad para conectarse con la naturaleza en su estado más puro.

Entre todos ellos, destaca el Parque Nacional de Fiordland, el más grande de Nueva Zelanda. Este parque, con sus vastos fiordos, exuberantes selvas tropicales y majestuosos picos, es un paraíso para los aventureros y los amantes de la naturaleza.

Parque Nacional de Fiordland. Foto por Go2Globe.

Aquí, los visitantes pueden disfrutar de actividades como senderismo, kayak y observación de la vida silvestre, todo mientras se sumergen en uno de los paisajes más espectaculares del mundo. Ya sea que busques explorar sus famosos fiordos, como el Milford Sound, o simplemente perderte en la serenidad de sus bosques, Fiordland es un destino que no te puedes perder.

Parque Nacional de Fiordland se encuentra en la esquina suroeste de la Isla Sur en Nueva Zelanda, dentro de la región de Fiordland. Con una extensión de 12,500 kilómetros cuadrados, no solo es el parque más grande de Nueva Zelanda, sino también uno de los más vastos del mundo.

Este impresionante lugar ha sido declarado en parte Patrimonio de la Humanidad debido a su singularidad y belleza natural, y es administrado por el Departamento de Conservación de Nueva Zelanda, que se dedica a preservar su increíble biodiversidad y paisajes únicos.

Parque Nacional de Fiordland. Foto por New Zealand.

El paisaje de Fiordland, esculpido por glaciares durante 100,000 años, es verdaderamente espectacular. Aquí, las cascadas descienden cientos de metros hasta los profundos fiordos, creando una sinfonía de agua y roca que deleita a los visitantes.

Los milenarios bosques lluviosos, densos y verdes, se aferran a las laderas de las montañas, proporcionando un hábitat a una increíble variedad de flora y fauna.

Los lagos resplandecientes y las cimas de granito que se mantienen como en la antigüedad, ofrecen un entorno prístino y sereno, perfecto para la exploración y la aventura.

Milford Track. Foto por EasyHike.

Fiordland es un lugar donde la naturaleza se muestra en su forma más pura y espectacular. Aquí, los amantes del ecoturismo pueden disfrutar de una variedad de actividades que van desde el senderismo en famosas rutas como la Milford Track, hasta el kayak en los tranquilos fiordos.

La observación de aves y otros animales es una experiencia gratificante, ya que el parque es hogar de especies únicas como el kakapo y el kiwi. Cada rincón de Fiordland ofrece algo especial, ya sea que estés
admirando la majestuosidad del Milford Sound o explorando las tranquilas aguas del Doubtful Sound.

Kiwi. Foto por YouToo Project.

Este parque es un testimonio de la belleza natural de Nueva Zelanda y una invitación a descubrir la maravilla del mundo natural en su estado más puro.

El Parque Nacional de Fiordland incluye los impresionantes fiordos de Milford, Dusky y Doubtful. El primero de ellos, Milford Sound, fue citado por Rudyard Kipling como la octava maravilla del mundo, y no es difícil entender por qué.

Realizar una caminata por este lugar te permitirá apreciar la majestuosidad y belleza de sus paisajes. Además, si tienes suerte, podrías avistar dos de las especies de aves casi extintas y no voladoras,
el Takahe y el Kakapo, en su hábitat natural.

Parque Nacional de Fiordland. Foto por Traveldigg.com

La vida salvaje en Fiordland es igualmente fascinante. Aquí, puedes encontrar delfines juguetones, focas descansando en las rocas y pequeños roedores como ratones, ratas y conejos.

La variedad de pájaros es asombrosa, destacando el kakapo, el único loro no volador del mundo, y el kiwi, ave nativa de Nueva Zelanda. Los ciervos también son comunes, añadiendo un toque de vida salvaje a los ya vibrantes paisajes del parque.

Fiordland es un destino popular para escaladores, alpinistas y, especialmente, para excursionistas. Los senderos Milford, Kepler, Hollyford y Routeburn, ubicados en o cerca del parque, son algunas de las rutas más famosas y desafiantes del mundo, ofreciendo vistas panorámicas y experiencias inolvidables a quienes se aventuran en ellos.

Kakapo. Foto por Nat Geo.

Te invitamos a visitar su página web, donde encontrarás toda la información necesaria para planificar tu visita. Desde detalles sobre las actividades disponibles y las especies animales que puedes encontrar, hasta advertencias importantes sobre cómo cuidar y preservar este increíble entorno natural.

Prepárate para una travesía llena de belleza, aventura y respeto por la naturaleza. ¡Descubre Fiordland y deja que sus maravillas te inspiren! #Nuncadejesdeviajar!

Parque Nacional de Fiordland. Foto por Qveren.com
Continua Leyendo

Ecoturismo - Turismo Sustentable

Atexcac: La Laguna Mágica de Puebla

¡Esta laguna volcánica cambia de color!

PORTADA Laguna Atexcac

La laguna de Atexcac, ubicada entre Puebla y Veracruz, es un lugar increíble que tienes que conocer. Su nombre en náhuatl significa “lugar de las aguas escarpadas“, lo cual describe perfectamente el impresionante entorno que la rodea. Es el destino perfecto si quieres estar en contacto con la naturaleza y disfrutar de paisajes espectaculares.

Laguna mágica. Foto - web
Laguna mágica. Foto – web

Laguna de Atexcac: Un sitio de interés científico y turístico

Atexcac es uno de los seis lagos de cráter en la región de los Llanos de San Juan. Estos lagos se formaron cuando la actividad volcánica agrietó la tierra, creando enormes volcanes. La zona está rodeada por algunos de los volcanes más impresionantes de México, como la Malinche, el Cofre de Perote, el Pico de Orizaba y la Sierra Negra. Esta combinación de formaciones geológicas y vegetación lo convierte en un sitio de gran interés científico y turístico.

Belleza Atexcac. Foto - web
Belleza Atexcac. Foto – web

La magia de la laguna

La laguna de Atexcac no solo destaca por su formación geológica, sino también por las leyendas que la rodean. Una de las historias más fascinantes es la de una sirena de largos cabellos plateados que emerge bajo la luz de la luna. Su canto, dicen, atrae y pierde a los hombres en las profundidades de la laguna.

Laguna de Atexcac. Foto - web
Laguna de Atexcac. Foto – web

Durante el día, el agua de Atexcac cambia de color, pasando de un verde intenso a un azul profundo, dependiendo de la luz y las condiciones climáticas. Desde los bordes del cráter, el lago se asemeja a un manto turquesa que contrasta con el entorno volcánico y agreste.

Características y Curiosidades

La laguna de Atexcac tiene mucha sal y azufre, lo que le da un olor peculiar por los volcanes Las Derrumbadas que están cerquita. El agua está muy fría y las orillas son muy empinadas, así que hay que tener cuidado cuando camines por ahí.

Atexcac de día. Foto - web
Atexcac de día. Foto – web

Es un lugar ideal para admirar el paisaje y sacar fotos, porque las vistas son espectaculares en cualquier época del año. Aunque no se puede nadar por el frío y la salinidad, es perfecto para relajarse y disfrutar de la naturaleza en paz y tranquilidad.

¿Cómo llegar?

A dos horas de Puebla y una de Xalapa, el punto de partida ideal es el municipio poblano de Guadalupe Victoria. Sigue la carretera 140 hasta el crucero de Quechulac y luego varios kilómetros al suroeste hasta el crucero de Guadalupe Victoria, donde se encuentra la Laguna de Atexcac.

Paisaje Volcánico. Foto - web
Paisaje Volcánico. Foto – web

La Laguna de Atexcac es el lugar perfecto para escapar del estrés urbano y relajarte en la naturaleza. Aquí puedes disfrutar de vistas impresionantes de paisajes volcánicos y descubrir las leyendas locales, lo que hace que cada momento sea único.

#NuncaDejesDeViajar

Continua Leyendo

Trending