Contáctanos a través de:

Asia

Shunbun no Hi, una peculiar celebración de primavera

Cuando el color rosado se apodera del país nipón…

El invierno está llegando a su fin, las montañas y valles empiezan a florecer, con ello las aves salen de su hibernar. La primavera anuncia su llegada con el trinar de los pájaros y el chiflar del viento refrescando los bosques, mientras que el mundo se prepara para su llegada.

Alrededor del hemisferio norte el equinoccio de primavera sucede año con año en los días 20 y 21 de marzo y cada país tiene su manera de recibirla, sólo que esta vez te estaremos platicando de Japón.

Las aves disfrutando de la primavera  Shunbun no Hi. Foto por Wasabi.

Shunbun no Hi

 Shunbun no Hi se trata de un festivo nacional japonés que dura 7 días y aunque al inicio se trataba solamente de una celebración de la religión budista, con el paso del tiempo se convirtió en una celebración nacional e importante.

En Japón la llegada de la primavera es significado de despedidas y encuentros, celebrándolo mostrando agradecimiento a la naturaleza y respeto a sus ancestros, algo así como el Día de Muertos en México.

Inicio de la primavera Shunbun no Hi. Foto por Wasabi.

¿Desde cuándo se celebra?

La Fiesta del Equinoccio de Primavera tuvo sus inicios en 1948, nació como un día de respeto y admiración hacia la naturaleza, y amor por las cosas vivas, que era parte del pensamiento japonés shinto, pero con un poco de la corriente budista donde se veneraba a los difuntos.

Así fue como nació la celebración donde los japoneses rezan y hacen ofrendas a sus difuntos justo cuando los cerezos empiezan a brotar sus primeras flores.

El Shunbun no Hi es el día más importante del Higan, que al español se traduce como “la otra orilla” refiriéndose al momento en que las almas abandonan el plano terrenal, trascendiendo a un estado de paz.

Almas trascendiendo a la luz en Shunbun no Hi. Foto por Japan Web Magazine.

Creencias japonesas

Sus creencias aseguran que mientras sucede el equinoccio de primavera, los muertos pueden cruzar el río que separa los dos mundos y regresar al plano terrenal, para reunirse con sus familias.

Las ideas budistas explican que cuando la noche y el día tienen la misma duración, que es lo que pasa con el fenómeno del equinoccio, Buda se manifiesta en la tierra para perdonar a las almas errantes para ayudarlas a cruzar el río entre esta vida y el más allá.

Es por eso que las familias japonesas días previos al equinoccio de primavera, se reúnen para poder visitar las tumbas de sus fallecidos, para limpiarlas y hacerles ofrendas.

Limpieza y ofrenda de las tumbas en Shunbun no Hi. Foto por Jobs in Japan.

Hoy en día ya no se considera una celebración meramente religiosa, sino algo más sentimental y de costumbre; en el Shunbun no Hi las personas acostumbran a visitar sus casas natales para disfrutar de tiempo en familia y limpiar sus casas.

 No sólo se trata de un día dedicado a los difuntos, al ser una celebración de la naturaleza, es un día importante para los agricultores y ganaderos, pues se reza para tener buena suerte en las cosechas y crianza de animales.

Otra de las más especiales creencias es que los japoneses aseguran que los equinoccios, por ser momentos únicos en la vida humana, son días especiales para el cambio. Es decir, al caer el equinoccio de primavera, es un momento perfecto para realizar cualquier cambio en la vida.

La mejor época para empezar con los cambios. Foto por Jobs in Japan.

Gastronomía especial para el Shunbun no Hi

Existen platos tradicionales para celebrar el equinoccio de primavera; la mayoría de estas presentan forma redonda pues ellos creen que los espíritus lo prefieren así.

Uno de los platillos típicos y el más popular es el botamochi que costa de bolas de arroz hervido cubiertas con pasta dulce de alubias, este platillo sirve de ofrenda también, para que los difuntos tengan algo que comer mientras viajan hacia la orilla del otro mundo.

El botamochi recibe diferentes nombres en función de la estación del año en que se encuentre el país, mientras en primavera se le conoce así, en verano se le conoce como yofune, en otoño como ohagi y en invierno como hokusou.

Botamochi. Foto por The Spruce Eats.

Si visitas Japón para celebrar el Shunbun no Hi, te recomendamos que lo celebres en el parque Gyoen de Shinjuku para que puedas conocer las primeras baby flowers de los cerezos.

Si eres fan de las culturas asiáticas, pues puede ser que este festival sea una buena idea para pasar un buen momento y divertirte.

Recuerda que es una cultura ancestral con años de costumbres y tradiciones, es importante respetar cada uno de sus momentos especiales como si fuera tu cultura y dale la bienvenida a la primavera en el Shunbun no Hi.

#Nuncadejesdeviajar!.

Los increíbles cerezos de Japón. Foto por National Geographic en Español.

Asia

Los lugares sagrados Bahá’í en Haifa y Galilea Occidental: Un Patrimonio de la Humanidad

Estos lugares se han inscrito en la Lista del Patrimonio Mundial por ser testigos de la sólida tradición de peregrinación existente en la religión bahahí.

Dentro del rico tapiz cultural y espiritual de Israel, los lugares sagrados bahá’í en Haifa y la Galilea Occidental resaltan no solo por su impresionante belleza arquitectónica, sino también por su profundo significado religioso y cultural.

En 2008, estos sitios fueron designados como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, un reconocimiento a su importancia universal para la humanidad y su excepcional aporte al patrimonio cultural del mundo.

Los lugares sagrados Bahá’í en Haifa y Galilea Occidental. Foto por Todo-Mail.

Estos lugares se han inscrito en la Lista del Patrimonio Mundial por ser testigos de la sólida tradición de peregrinación existente en la religión bahahí y por el profundo significado que tienen para quienes la profesan.

Comprenden 26 edificios, monumentos y sitios, ubicados en 11 lugares de Acre y Haifa, que están vinculados a los fundadores de esta confesión religiosa.

Santuario del Bahá’u’lláh. Foto por BahaiTeachings.org

Entre ellos figuran el santuario del Bahá’u’lláh en Acre y el mausoleo del Báb en Haifa, así como una serie de casas y jardines, junto con un cementerio y un amplio conjunto de edificios modernos de estilo neoclásico que albergan la administración, los archivos y un centro de estudios.

Los lugares sagrados Bahá’í en Haifa y Galilea Occidental consisten en un conjunto de edificios, monumentos y sitios que forman parte integral de la fe Bahá’í, una de las religiones monoteístas
más jóvenes del mundo, fundada en el siglo XIX por Bahá’u’lláh en Irán.

Mausoleo del Báb en Haifa. Foto por World New’s Service.

La esencia de esta fe es la unidad de la humanidad, un mensaje que se refleja claramente en la armonía y belleza de sus lugares sagrados.

En Haifa, el Santuario del Báb, ubicado en el Monte Carmelo, es el corazón de estos sitios sagrados. Este edificio dorado, con su cúpula de oro y jardines meticulosamente cuidados, no solo es un lugar de peregrinación para los bahá’ís de todo el mundo, sino también un punto de atracción para visitantes de diversas creencias, fascinados por su tranquilidad y diseño paisajístico.

Los jardines que se extienden desde la cima del Monte Carmelo hasta las faldas del monte, conocidos
como los Jardines de Bahji, son un testimonio del ideal de unidad y armonía que promueve la fe.

Jardines de Bahji. Foto por Ciudad y Diversidad.

Más allá de su significado religioso, los lugares sagrados bahá’í son una maravilla arquitectónica. El diseño de estos complejos refleja una fusión de influencias orientales y occidentales, que simboliza el carácter global de la fe bahá’í.

El uso de columnas neoclásicas junto con arabescos y motivos florales islámicos en los jardines y estructuras de estos lugares no solo enriquece su estética, sino que también representa la integración de diversas tradiciones culturales y espirituales.

Los lugares sagrados Bahá’í en Haifa y Galilea Occidental. Foto por 1O1 Lugares Increíbles.

La conservación de estos lugares sagrados implica un desafío considerable, dado el clima mediterráneo de la región.

La UNESCO, en colaboración con la Comunidad Internacional Bahá’í, ha implementado estrategias para la preservación de estos sitios, asegurando que continúen sirviendo como fuente de inspiración y reflexión
espiritual para futuras generaciones.

Los lugares sagrados Bahá’í en Haifa y Galilea Occidental. Foto por Huellas en Israel.

Estos esfuerzos incluyen la restauración periódica de los edificios y la conservación de los jardines.

Los lugares sagrados bahá’í en Haifa y la Galilea Occidental no son solo monumentos de profunda significación religiosa, sino también emblemas de la diversidad cultural y la armonía global.

Su reconocimiento por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad refuerza su valor no solo para los seguidores de la fe bahá’í, sino para todos aquellos que valoran la paz, la belleza y la unidad en nuestro
mundo diverso. #Nuncadejesdeviajar!

Los lugares sagrados Bahá’í en Haifa y Galilea Occidental. Foto por GetYourGuide.

Continua Leyendo

Asia

¡La fusión definitiva de Lujo y Diversión! Palladium Hotel Group conquista los Emiratos con “Ushuaïa Unexpected Hotels & Residences”

Disfruta de playas de ensueño, Beach Club, restaurantes gourmet, piscina infinita y acceso exclusivo a las fiestas de Ushuaïa.

PORTADA Unexpected

¡Agárrate!, porque Palladium Hotel Group, los cracks de la hospitalidad, están a punto de conquistar Emiratos Árabes Unidos. “Ushuaïa Unexpected Hotels & Residences“, su nuevo hotel ubicado en la isla de Al Marjan en Ras Al Khaimah, será una bomba: un resort de lujo con residencias de marca que te cautivarán por completo.

Unexpected. Foto-Web
Unexpected. Foto-Web

Lujo y fiesta se fusionan

¿Te acuerdas de Ushuaïa, la icónica marca fiestera de Ibiza que ha revolucionado la vida nocturna? ¡Pues prepárate para una nueva ola de emociones, porque expande su universo con Ushuaïa Unexpected Hotels & Residences, una colección exclusiva que fusiona la experiencia fiestera de sus hoteles con residencias de lujo ultra exclusivas.

Ushuaïa. Foto-Web
Ushuaïa. Foto-Web

Un paraíso para los amantes del lujo y la diversión

El hotel y las residencias de “Ushuaïa Unexpected Hotels & Residences” estarán situados en la isla de Al Marjan, un destino turístico de primera que presume de playas de ensueño. Además de un Beach Club con mucho ambiente, un restaurante de lujo y una piscina infinita de escándalo, el resort estará al lado del Wynn Resort Island y tendrá unas vistas al Golfo Pérsico que te robarán el corazón.

Al Marjan. Foto-Web
Al Marjan. Foto-Web

Y cuando te apetezca un poco de diversión y emoción, no tendrás que ir muy lejos. “Ushuaïa Unexpected” te dará acceso exclusivo a todas las instalaciones y servicios del hotel, incluyendo sus mundialmente famosas fiestas, restaurantes gourmet, bares y clubes nocturnos.

¿Te atreves a vivir el lujo sin límites?

Nacida del ADN fiestero y lujoso, llega “Ushuaïa Unexpected Hotels & Residences“. Esta marca revolucionaria redefine la experiencia del cliente, introduciendo un concepto innovador: las residencias de marca.

Experiencia del cliente. Foto-FB
Experiencia del cliente. Foto-FB

Imagina poseer un pedacito de paraíso, impregnado del espíritu inconfundible de Ushuaïa. Un sueño hecho realidad, donde el lujo sin límites se fusiona con la exclusividad de un hogar propio.

Lujo y Diversión. Foto-Web
Lujo y Diversión. Foto-Web

El lujo, la exclusividad y la diversión se unen en Palladium Hotel Group y “Ushuaïa Unexpected“. Un concepto innovador que redefine el estilo de vida de alto standing. ¡Ya estamos emocionados por conocerlos!

#NuncaDejesDeViajar

Continua Leyendo

Asia

¡Nieve y Aventura! Descubre los secretos invernales al esquiar en Turquía

Pistas legendarias y paisajes de ensueño, ¡así es Turquía en invierno!

PORTADA Esquiar en Turquía

Con picos nevados y ruinas que cuentan historias, esquiar en Turquía es la actividad perfecta de adrenalina y legado para los fans de la nieve. Déjate llevar por la aventura de sus resorts de esquí, con pistas impecables y vistas de postal.

Palandöken, Erzurum. Foto - Tripadvisor
Palandöken, Erzurum. Foto – Tripadvisor

Pero hay más que montañas; en Turquía, te toparás con la historia viva de culturas milenarias mientras te paseas por ciudades antiguas y reliquias. Aquí, el invierno rima con aventuras en la nieve y un viaje cultural épico.

Uludağ, Bursa: Un paraíso para los amantes de esquiar en Turquía

Uludağ, o el Olimpo de Misia de antaño, es un parque nacional con un montón de vida silvestre. Esta montaña está toda rodeada de bosques y queda cerquita de Bursa. 

También es súper conocido por sus pistas de esquí. No importa si eres novato o todo un pro, hay algo para ti, además de un montón de servicios. Esquiar en este parque de Turquía significa disfrutar de la naturaleza y el deporte al máximo.

Uludağ, Bursa. Foto - Viator
Uludağ, Bursa. Foto – Viator

¿Sabías que en la Edad Media, Uludağ era la casa de varios monasterios? En el siglo VIII, era el centro de la onda monástica. Los monasterios estaban en las laderas, no solo para rezar, sino también para que los ermitaños se aislaran y meditaran con unas vistas impresionantes. Esquiar en Turquía también te permite explorar esta rica historia.

Hoy, puedes pasearte por donde estaban esos monasterios antiguos. Imagínate la vida de esos monjes, con una fe a toda prueba y rodeados de pura naturaleza. Esa mezcla de historias hace de Uludağ un lugar único, donde se juntan la aventura, la historia y la espiritualidad, justo en el corazón de Turquía.

Uludağ, Bursa. Foto - Tripadvisor
Uludağ, Bursa. Foto – Tripadvisor

Kartalkaya, Bolu: Esquiar en Turquía en un entorno de belleza natural

No solo vas a disfrutar las pistas, sino que también puedes perderte en la belleza del lago Abant y sentirte en casa con la calidez turca en sus restaurantes y hoteles de lujo

Ubicado en la encantadora provincia de Bolu, Kartalkaya es el spot de moda para esquiar en Turquía en modo alpino y de fondo. En la cima de Köroğlu, te esperan más de 2,200 kilómetros de pura diversión en la nieve y 14 pistas de primera, cortesía de ingenieros austriacos, ¡las primeras del país!

Resort de Esquí Kartalkaya, Bolu. Foto - web
Resort de Esquí Kartalkaya, Bolu. Foto – web

Con 120 días de nieve garantizada al año, de diciembre a marzo, Kartalkaya es el lugar ideal para los amantes del invierno. Aunque no es el típico destino turístico, los expertos y los esquiadores de nivel ya le están echando el ojo. 

Pero Kartalkaya no es solo para esquiar. Hay hoteles con todas las comodidades y alojamientos más económicos. Y en los restaurantes, te chuparás los dedos con la comida casera y orgánica. 

Hotel Kartalkaya, Bolu. Foto - web
Hotel Kartalkaya, Bolu. Foto – web

Y si buscas más aventura, Kartalkaya tiene de todo: senderismo, escalada, clases de esquí y snowboard, y hasta puedes surcar las montañas en moto de nieve. ¡Aquí la aventura nunca termina! Esquiar en Turquía es vivir la aventura al máximo.

Erciyes, Kayseri: Aventura en las faldas de un volcán dormido

A un salto de 40 minutos del Aeropuerto de Kayseri, el monte Erciyes es el punto para lanzarte a la nieve. Con 34 pistas, hay retos para novatos y pros, asegurando una aventura total para quien se anime. Las vistas desde Erciyes son de postal, con panoramas de montañas y valles

El monte Erciyes también ofrece una maravilla natural impresionante: su cráter. Puedes explorar este cráter caminando hasta el borde o tomando un teleférico que te llevará a la cima para disfrutar de vistas espectaculares desde lo alto. 

Erciyes, Kayseri. Foto - web
Erciyes, Kayseri. Foto – web

Para aquellos que buscan relajarse y rejuvenecer, Erciyes cuenta con una serie de aguas termales ubicadas en sus laderas. Estas aguas termales son un regalo para los sentidos después de un día en las pistas, ofreciendo una experiencia de spa natural en medio de la majestuosidad de las montañas. Esquiar en Turquía también es sinónimo de bienestar.

Y si buscas adrenalina, el parapente es una actividad emocionante que puedes disfrutar en Erciyes. Experimenta la emoción de volar mientras contemplas las impresionantes vistas de Erciyes y la campiña circundante, una experiencia que quedará grabada en tu memoria para siempre. 

Volcán vestido de nieve en Erciyes, Kayseri. Foto - Tripadvisor
Volcán vestido de nieve en Erciyes, Kayseri. Foto – Tripadvisor

Palandöken, Erzurum: Donde la emoción y la naturaleza se encuentran

Justo al ladito del Aeropuerto de Erzurum, Palandöken es el spot para los amantes de los deportes invernales. Con 22 spots y 57 kilómetros de pistas, este lugar es una joya para esquiadores y snowboarders. Esquiar en esta parte de Turquía es descubrir una joya invernal.

El restaurante The Kure, a más de dos mil metros, le pone sabor a la aventura con platillos únicos y vistas de locura a las montañas. 

Restaurante The Kure en la montaña Palandöken. Foto - web
Restaurante The Kure en la montaña Palandöken. Foto – web

No solo de esquí y snowboard vive Palandöken; también hay patinaje, parapente y hasta escalada en hielo para los valientes. 

La temporada de para esquiar en esta parte de Turquía va de diciembre a abril, dándote chance de gozar las pistas y las actividades al aire libre por meses. Si lo tuyo es la adrenalina, la naturaleza y la comida local en un lugar de película, Palandöken en Erzurum es tu siguiente parada invernal. 

Resort en Palandöken, Erzurum. Foto - web
Resort en Palandöken, Erzurum. Foto – web

Turquía: Sorpresas de invierno

Este país no es solo para el verano. En invierno, te sorprende con una mezcla única de aventura y esquiar en Turquía es parte esencial de esa sorpresa.

Lago Abant Kartalkaya, Bolu. Foto - web
Lago Abant Kartalkaya, Bolu. Foto – web

Entonces, si quieres una escapada invernal que combine emoción, naturaleza y cultura, los spots de esquí turcos son tu mejor opción. Cada uno tiene su magia y aventura, prometiendo un viaje memorable. ¡Explora los rincones invernales de Turquía para esquiar y llévate recuerdos para toda la vida!

#NuncaDejesDeViajar

Continua Leyendo

Trending