Contáctanos a través de:

Artesanías

La cultura Huichol de Nayarit, la Sierra Wixarika

La cultura Huichol de Nayarit permanece y se mantiene gracias a su comunidad que la alimenta y la conserva, conoce su historia, gastronomía y modo de vida.

La cultura Huichol de Nayarit y los Wixarikas, un grupo étnico que palpita y sobrevive en medio de la naturaleza, con sus creencias que como un legado arraigan hasta el día de hoy.

Entre los límites de Nayarit y Jalisco en la remota región de la Sierra Madre Occidental habitan los huicholes conocidos entre sí como “wixarikas”, del huitcharika agricultor.

La Cultura Huichol en Nayarit. Foto Gente Nayarit.

Este grupo étnico vive entre un conglomerado de montañas arboladas que parecieran acariciar el azul del cielo, cubriéndolo con brumas cargadas de agua amenazante.

Listas a precipitarse amorosamente sobre sus chozas y coamiles donde se producen maíz, frijol, calabaza y chile; ingredientes principales de su centenaria gastronomía.

Cultura Huichol. Foto udgtv.

El Origen de la cultura Huichol  

Fue en medio de este conjunto de agrestes cordilleras (como la Sierra de Álica y El Pinabete) en donde los huicholes encontraron el refugio perfecto de la intrusión cultural del occidente.

Ahí, a 2,760 metros de altura que registra el “Cerro del Vigía” cuyas entrañas de plata simulan ser un castillo o fortaleza con armadura de roble, se establecieron los Wixarika, hijos del jaguar, del venado y las águilas.

En medio de la naturaleza y fuera de toda civilización, viven amando, rezan cantando y bailan agradeciendo su fortunio a la Madre Tierra, al Padre Sol y al Abuelo Fuego mejor conocido como Tatewari.

Huichol. Foto Nayarit Adventures.

Xatsixarie, cultura Huichol de Nayarit

La principal comunidad Wixarika en Nayarit es Xatsixarie, (en Guadalupe Ocotán), su acceso no es nada fácil.

Hay que llegar desde Ixtlán a través de una esporádica avioneta, o desde Tepic en autobús en un cansado pero disfrutable viaje de un poco más de seis horas.

Vale la pena ir a conocer a profundidad esta etnia y sus tradiciones.

Ixtlán. Foto Periódico Express.

Tsik+ri símbolo que representa los puntos cardinales, la cultura Huichol en Nayarit 

La cultura de los Wixarika es fascinante, hay que pasar varios días para comprender cómo ellos habitan armoniosamente en el interior del “ojo de Dios”.

Un sagrado simbolismo terrenal que representa los puntos cardinales de su hábitat.

Su epicentro es Teakata (Santa Catarina); al norte se encuentra Huaxamanaka (el Cerro Gordo en Durango); Al oeste se ubica Tatéi Haramara (San Blas en Nayarit).

Tsik+ri. Foto Pinterest.

Al sur Xapawleyeta (el Lago Chapala en Jalisco) y finalmente al este Wirikuta (en San Luis Potosí), la tierra del amanecer (Paritecüa) en donde nace el padre sol Tayau.

Lugar preciso que celebra la caza del hermano Mayor Tamatsi Maxayuawi o Venado Azul, quien se transforma en Nuestra Madre Tatéi Hikuri, al ser cazado con las flechas sagradas.

Teakata, cultura Huichol en Nayarit. Foto ARTS CARE Homepage.

Cosecha que marca un ciclo de vida

Así como el Ojo de Dios, igual de sagrado es el maíz, cuya cosecha marca un ciclo cultural; cuenta la leyenda que la Madre del Maíz cambió su forma de paloma a humana.

Un día le presentó a un muchacho huichol sus cinco hijas, que simbolizan los cinco colores sagrados del maíz: blanco, rojo, amarillo, moteado y azul.

Como el joven tenía hambre, la Madre del Maíz le dio una olla llena de tortillas y una jícara de atole.

Colores del maíz. Foto: Salvador Correas

Colores del maíz. Foto: Salvador Correas

Él no creía que eso pudiera saciar su hambre, pero las tortillas y el atole se renovaban mágicamente de manera que no podía terminarlos.

La Madre del Maíz le pidió que escogiera a una de sus hijas y él tomó a la muchacha del Maíz Azul, la más bella y sagrada de todas…

Hoy, con este tipo de maíz se preparan infinidad de platillos como quesadillas, moles, tamales y hasta bebidas como el famoso “tejuino”, hecho a base de maíz fermentado.

Tortilla azul. Foto: Gourmandj

Tortilla azul. Foto: Gourmandj

Comer es un acto de comunión

En la cultura huichol, comer es un acto de comunión con los hermanos.

El maíz, el venado y el hikuri (peyote) representan una trilogía sagrada basada en la sobrevivencia.

Mientras haya equilibrio y abasto de los mismos, todo se encuentra en orden, lo opuesto representaría el fin de su existencia.

Arte Huichol. Foto: Manuel Chávez R

Arte Huichol. Foto: Manuel Chávez R

“El costumbre”

Fieles a “El costumbre” (tradición propia) los chamanes y guías son diestros practicantes de medicina tradicional y conocedores de plantas que juegan un rol alimenticio y medicinal.

Los Wixarika consumen principalmente vegetales como el camere, los nopales, la flor de calabaza, los jaltomates y los jitomates silvestres conocidos como “ojo de venado”.

Para alimentarse ellos recolectan y consumen plantas como; Kuaxa-higuerilla, Xuarra-quelite, Aurrara y Kery-verdolagas.

Quelite. Foto: Archivo Gráfico

Quelite. Foto: Archivo Gráfico

También muy apreciados son los Yekua-hongos, además de las vainas que son aprovechadas como el guaje, el mezquite, el guamúchil, el hueynac, el jinicuil y el cuauhpinole.

En cuanto a tubérculos cosechan gualacamote, chinchayote, jícama y yuca.

Las semillas más consumidas, son la pepita de calabaza y el cacahuate, además de la chía, el girasol y el piñón (Cococenyolot) aunque casi han desaparecido de su dieta.

Chinchayote. Foto La Aldea Avándaro.

Pasión y cariño por sus tierras

Los campesinos trabajan la madre tierra con la misma tecnología y cariño de antaño.

No utilizan el arado debido a lo empinado del terreno, así que trabajan la tierra en sus parcelas de manera muy artesanal.

El clima fresco de las regiones altas se presta para el cultivo de aguacate, capulines, granada, manzana y duraznos.

Huicholes. Foto: @tanke67 Vazquez

Huicholes. Foto: @tanke67 Vazquez

En contraste, en las regiones bajas y cálidas cercanas a los ríos arroyos y cañadas, producen frutas como el mamey, chirimoya, papaya, guanábana, zapote, guayaba, nanche, mangos y plátano.

En las zonas semiáridas por su parte colectan tuna, pitahaya y xoconostle.

Chirimoya. Foto El Periódico.

No solo de vegetales vive el huichol

Su fe los mantiene en constante peregrinaje a sitios sagrados, por lo que se consideran un pueblo tayeiyari o peregrino.

Por tal motivo han desarrollado rituales basados en alimentos para el viaje; uno de ellos es el pinole elaborado con maíz molido y azúcar.

En cambio la chía la tuestan y muelen para luego en el camino mezclarla con agua hasta formar un atole que endulzado con miel se le conoce como bate.

Pinole, cultura Huichol en Nayarit. Foto Cocina Delirante.

Ambos alimentos son transportados de manera fácil y su conservación durante el viaje.

En cuanto a carnes los huicholes consumen en sus ceremonias animales como el venado (elemento clave para sacrificio en sus rituales o ceremonias).

También res, chivo y aves de corral, además del guajolote silvestre (Am) del cual su cacería es abundante, ardilla, armadillo, tejón, jabalí, iguana y tlacuache son parte de su alimentación.

Guajolote Silvestre, cultura Huichol en Nayarit. Foto Tierra Fértil.

Preservación de vida y cultura 

Del cielo cazan aves como la huilota, la codorniz y la chachalaca, y de sus aguas aprovechan la mojarra y la langosta de rio.

Debido a que la mayoría de estos animales está en riesgo de extinción, los huicholes han hecho esfuerzos alimenticios para recuperar las especies.

Otro factor influyente en esta transformación cultural es la migración de los jefes de familia hacia las grandes ciudades originada por las malas cosechas producto de constantes sequías.

Huichol. Foto: mariferg

Huichol. Foto: mariferg

La construcción de presas hidroeléctricas en el embalse del río grande de Santiago en donde ellos antes habitaban.

Ha provocado que se refugien en barrios bajos de las ciudades lo que provoca una cultura mestiza y la pérdida de sus costumbres.

Por si fuera poco el gobierno federal ha condenado a la minería sitios sagrados wixarikas, lo cual amenaza la subsistencia de este pueblo milenario.

Presa Hidroeléctrica. Foto NTV.

Rescatemos “El costumbre”

Hoy todos podemos considerarnos Wixarikas (campesinos), tenemos el reto de rescatar “El costumbre”.

En nuestros grupos étnicos reside el corazón de nuestra nación y la semilla que plantemos hoy, germinará mañana.

¿Acaso será el agroturismo la solución a la transculturización? Pensemos que viajar para conocer una costumbre es adentrarte en un estado de fascinación. #NuncaDejesDeViajar

Dale clic a la siguiente galería de imágenes:

Artesanías

Compra Ónix y Mármol de Tecali de Herrera y ¡llénate de buena vibra!

Un pueblo artesanal es lo que necesitas para llenarte de energía

PORTADA Ex Convento de Tecali de Herrera- Foto Luis Juárez J.

A tan solo 45 minutos de la capital de Puebla se localiza Tecali de Herrera, un pequeño y encantador pueblito con grandes valles.

De la mano de sus artesanos y de artistas creativos se le conoce como la tierra del ónix y el mármol.

Flora desértica del valle de Puebla – Foto Luis Juárez J.

La fundación de Tecali de Herrera

Fundado en siglo XVI (1540) por monjes franciscanos que deseaban ampliar su territorio de evangelización el cual ya pasaba por Tepeaca y la ciudad de los ángeles, Puebla, se dieron a la tarea de construir nuevos templos y capillas en este valle.

Al paso del tiempo edificaron el Ex Convento de Tecali de Herrera con las mismas piedras volcánicas de los asentamientos prehispánicos que se encontraban en los alrededores; algo muy usual en esa época.

Tiempo después la población fue descubriendo en los cerros cercanos un material rocoso que al pulirlo brillaba.

Ónix de Tecali de Herrera – Foto Luis Juárez J.

Eran vetas multicolores que comenzaron a llamar la atención de residentes y fuereños; así comenzó la explotación del famoso Ónix.

Con este hallazgo comenzó una época de bonanza del pueblo por la cual fue reconocido hasta nuestros días.

Ex Convento de Tecali de Herrera – Foto Luis Juárez J.

Qué visitar en Tecali de Herrera,

Al llegar a este lugar verás que la antigua iglesia no tiene techo, de alguna manera eso puede resultar fascinante porque tiene mucha luz y así podrás apreciar los detalles renacentistas que se esconden en sus paredes.

Además, hay varios datos importantes e históricos que descubrirás en las placas y señalizaciones distribuidas por todos lados del templo. Unas fotos a la iglesia en su estado de abandono son un buen pretexto.

Kiosco de Tecali de Herrera, Puebla – Foto Luis Juárez J.

Caminata por el centro de Tecali

En la Plaza principal se localiza el típico quiosco rodeado de exuberante vegetación desértica que resalta con los árboles frondosos que brindan sombra a sus los habitantes mientras se relajan en una banca del jardín con una paleta de hielo.

Justo en los alrededores se encuentra el Palacio municipal con su clásico reloj muy al estilo colonial.

Palacio Municipal de Tecali de Herrera – Foto Luis Juárez J.

Algo que me parece muy interesante en el centro de Tecali es que el color blanco está distribuido en todas las fachadas de los edificios, detalle que por las tardes se torna más brillante y más encantador cuando se va ocultando el sol.

Por otro lado, a unos pasos está el Teatro Gregorio de Gante, el cual funciona para eventos del pueblo como escenario principal. En su fachada hay un torreón de piedra que parece simular una fortaleza.

Torreón y Teatro Gante, Tecali de Herrera – Foto Luis Juárez J.

Cientos de colores del ónix y mármol de Tecali de Herrera

Debes saber que el kiosco y las letras monumentales que se ubican en la plaza están hechas de ónix, un gran detalle para presumir esta piedra semipreciosa y animar al visitante a comprar algo.

Al visitar este pueblito, serás testigo que los pobladores se dedican a labrar en sus talleres este material. Te recomiendo entrar a las casas de artesanos para ser testigo de los procesos y el pulido de la piedra. 

Dicen que todas las piedras y gemas tienen beneficios especiales y poderes curativos, así que ¡es momento de hacer un viaje para cargase de energías positivas!

Decoración en ónix y mármol de Tecali de Herrera- Foto Luis Juárez J.

Incluso, son diferentes boutiques de renombre las que ofertan impresionantes productos de ónix verde, blanco, amarillo e incluso negro. 

Pero eso no es todo, el Mármol también tiene lugar en Tecali de Herrera; hay tantos artículos, matices y colores que te será difícil decidir cuál comprar.

Formas y colores de ónix y mármol de Tecali de Herrera – Foto Luis Juárez J.

El trabajo que los artesanos realizan es de excelente calidad y hoy en día Tecali de Herrera se considera un pueblo artesanal ya que la mayoría de personas depende de la producción de estas piedras semi preciosas.

Los sabores y sorpresas de Tecali

Después de una buena caminata por este pueblo te sugiero visitar el mercado tradicional o los puestos de la calle en donde lo típico es comer:

Barbacoa, carnitas, un delicioso chilate (platillo caldoso a base de carne de res con chile), quesadillas, mole o las famosas cemitas de pollo empanizado que a mi gusto, son las mejores que he probado. 

Barbacoa de Tecali de Herrera- Foto Luis Juárez J.

Pero, ¡espérate! No te vayas sin entrar al Templo de Santiago Apóstol con su patio y cruz atrial, además de su imponente portada barroca.

Lo que más me pudo encantar del templo es que puedes subir al campanario y sentir que viajas a otra época cuando todo un pueblo acostumbraba a ir a la misa de gallo. 

Portada barroca del templo en Tecali de Herrera – Foto Luis Juárez J.

El mejor souvenir: ónix y mármol de Tecali de Herrera

Por último, no te olvides de comprar un par de artesanías como collares o anillos de estos materiales.

Si prefieres decorar tu casa lo mejor es seleccionar alguna lámpara, fuentes o candelabros hechos de ónix y mármol. Yo me fui por una lámpara de ónix amarillo que da una luz tenue ideal para leer.

Productos y artesanías de ónix y mármol de Tecali de Herrera- Foto Luis Juárez J.

La verdad, es que te volverás asiduo visitante de Tecali de Herrera porque brilla como una joya entre todo lo que tiene la bellísima Puebla. 

¡Nunca dejes de viajar!

Continua Leyendo

Artesanías

Con el juguete mexicano atrapanovios, olvidate de la soltería

El amor esta al alcance de un dedo con este divertido juguete, asi es que atrapa a tu amorcito y no lo dejes ir, eso si, ¡Ten cuidado de no apretar mucho!

Ve a atrapar al amor de tu vida con el juguete del atrapanovios. Foto: Julio gtz Photography

Si siempre has anhelado que llegue el amor de tu vida para tomarte de la mano y disfrutar de una hermosa velada, pero no ocurre, prepárate y ve en busca del amor con un atrapanovios, un interesante juguete mexicano.

Pasarás un buen rato de diversión con ese amor tan anhelado, gracias al ingenioso juguete tradicional mexicano y una herramienta eficaz para encontrar novio o novia.

Y si no te interesa aún el compromiso ¡Corre antes de que te atrapen!. Eso sí, si te atrapan, ten cuidado con tus dedos, pues no es facil que te suelten.

Atrapanovios, juguete mexicano. Foto: @hacerfotos | Twitter
Juguete mexicano atrapanovios. Foto: @hacerfotos | Twitter

Con el juguete mexicano atrapanovios ¡Tu crush no tendrá cómo escapar!

Este curioso pero hermoso artefacto de palma, atrapará el dedo de la persona a la que le pertenecen tus pensamientos y emociones, es una trampa mortal, ya que mientras más intentan escapar, más se apretará.

El juguete alargado está hecho a base de palma y tiene un mecanismo de lo más terrible de todos, pues es un tanto doloroso para quien sea atrapado.

Juguete mexicano atrapanovios. Imagen: Reaction Gifs

Marca al amor de tu vida

Entre más jales del extremo posterior al agujero donde será atrapado tu dedo, se apretará más y dejará una marca visible ¡Un dedo morado!

Si te interesa lo podrás encontrar en Campeche, Guerrero, Michoacán, Oaxaca y Puebla, lugares donde el juguete del atrapanovios es tradicional.

El juguete está hecho de palma. Foto: Vanstephvs
El juguete está hecho de palma. Foto: Vanstephvs

Su hermano oriental

Hasta ahora, no existe un registro de cuándo o quien inventó este simpático juguete mortal de palma, pero al otro lado del mundo, este juguete tiene un hermano de papel.

Existe un divertido juego similar hecho en China, pero será un misterio el saber quién lo inventó por primera vez.

Aún que no es por presumir verdad, pero nosotros le damos un toque más cool, ya que el toque artesanal mexicano se hace presente con esos tan hermosos colores distintivos de nuestro querido México

Atrapa dedos chino. Foto: Ciencia en acción
Atrapa dedos chino. Foto: Ciencia en acción

El juguete mexicano atrapanovios ¡Justo en la soltería!

Que estás esperando para irte a comprar tu atrapanovios para el próximo 14 de febrero y no pasarla solo ¡Sin duda este juguete tradicional mexicano es eficaz!

Incluso es una solución más divertida que poner a San Antonio de cabeza ¡Te diré yo! aunque, tal vez no sea tan divertido para quien queda atrapado.

El juguete del atrapanovios es un distintivo mexicano. Foto: AMR
El juguete del atrapanovios es un distintivo mexicano. Foto: AMR

Variantes y costos de este divertido juguete mexicano

El juguete se ha ido modificando con el paso del tiempo, pues en el Estado de México los artesanos elaboraran un ‘atrapanovios’ trenzado con rafia.

Éste es más resistente que los hechos con palma y su costo es de 18 pesos ¡De una vez denme cinco!

Así que ya sabes, alístate con este juguete lleno del ingenio mexicano, el cual nos caracteriza y que a pesar del tiempo es parte de nuestra identidad y cultura tan hermosa que tenemos.

Con el atrapanovios no se te escapará nadie. Foto: Elizabeth Salazar
Con el atrapanovios no se te escapará nadie. Foto: Elizabeth Salazar

Cónoce más de nuestros juegos y juguetes tradicionales y recuerda ¡Nunca dejes de viajar!

Continua Leyendo

Actividades

Yo yo juguete tradicional mexicano

Diviértete mientras aprendes más sobre éste juguete mexicano apto para todas las edades
🪀

Yo yo juguete tradicional mexicano, juguetes tradicionales la herencia que nuestros antepasados nos han dado su colorida cultura y folklor, formando parte de nuestras tradiciones mexicanas ¡Conozcamos al Yo-yo!

Los puedes encontrar en cualquier tienda o mercado de artesanías del país, y al momento de tener uno en las manos, te promete horas y horas de entretenimiento dependiendo de la dificultad de sus maniobras.

via GIPHY Diviértete jugando Yo-yo

El Yo-yo es un juguete mexicano que cuenta con años de antigüedad, popular en el mundo entero y amado por diferentes generaciones.

Es uno de los juguetes más pedidos tanto por los pequeños del hogar como por los adultos.

Es un artefacto que cobra vida a través de quien lo maneja ya que se necesita habilidad para usarlo y poder hacer trucos o figuras.

Yo-yo juguete tradicional mexicano. Imagen: Pueblos Mágicos
Yo-yo juguete tradicional mexicano. Imagen: Pueblos Mágicos

De qué está hecho el Yo-yo ¡Un gran juguete mexicano!

A pesar de que en otros países se fabrica de diferentes materiales como plástico o metal,.

En México el tradicional se hace con dos discos pequeños de madera que al unirlos dejan en medio una ranura, en ella va un hilo, el cual le permite subir y bajar cuando una persona se pone el hilo en los dedos.

Un juguete para todas las edades. Imagen: gsquaredyoyos
Un juguete para todas las edades. Imagen: gsquaredyoyos

¿Cuáles son sus trucos?

Su singularidad siempre ha sacado asombro a los que desconocen su utilidad, ya que cuando alguna persona enseña los movimientos que se pueden realizar.

Los demás quedan sorprendidos, dejándolos con el deseo de comprar uno. Existen diversos trucos, desde los más sencillos hasta los más complicados, a pesar de ello ¡Todos tienen su belleza!

via GIPHY Trucos de Yo-yo

Uno de ellos es el dormilón, es el más fácil y esencial porque a partir de este, surgen otros trucos.

Otro truco es Paseando al perro, es muy sencillo y es de los primeros que un novato aprende; se debe lanzar el yoyo hacia el suelo, mantenerlo abajo y seguirlo andando.

La media vuelta consiste en lanzar el juguete desde un lado y hacer un movimiento de 90 grados para recogerlo del otro lado.

Qué es el Yo-yo. Imagen: archivo
Qué es el Yo-yo. Imagen: archivo

Sorprendentes trucos

El truco Rebobinar se trata de lanzar el yoyo y enredar la cuerda en la otra mano con varios movimientos ayudándonos con el dedo y hacer el proceso al revés, este es más para los avanzados.

En realidad, con los yoyos antiguos, no se podría realizar alguno de estos trucos ya que no contaban con los baleros y materiales adicionales con los que cuentan los modernos.

Yo yo juguete tradicional mexicano. foto pinterest

Antecedentes del divertido juguete mexicano

No se tiene una fecha exacta de su creación, aun así, tiene mucha historia que podemos contar.

Proviene de tierras asiáticas, de ahí el nombre Yo-yo que viene de la palabra “Yóyo” de un idioma antiguo del norte de Filipinas, cuyo significado es “Viene y viene”.

Juguete tradicional mexicano hecho con madera. Imagen: gaving4
Juguete tradicional mexicano hecho con madera. Imagen: gaving4

Aunque su origen sea filipino, se considera de la cultura mexicana debido a que nuestros antepasados, en la edad media, utilizaban un artefacto similar para cazar bestias salvajes.

En el siglo XVl los cazadores fabricaron un Yo-yo, el arma fue construida con dos discos de madera que por en medio salía una liana que los unía.

Se lanzaban con una gran fuerza, haciendo que la liana atrapara por las patas a los animales y así derribarlos ¡Vaya dato!

Antecedentes del Yo-yo. Imagen: archivo
Antecedentes del Yo-yo. Imagen: archivo

¡una increible historia!

En los años 20, esta herramienta que era para cazar se convirtió en juguete gracias a un emprendedor americano llamado Donald Duncan.

Le fascinó tanto su uso que quiso que los niños tuvieran algo para entretenerse, coordinarse y mejorar su memoria.

Yo yo juguete tradicional mexicano. imagen juguetes didacticos wiwi

En 1928 se volvió popular en Estados Unidos gracias al filipino Pedro Flores quien abrió la primera fábrica Yo-yo Manufacturing Company en California.

Esto tuvo tanto impacto que en 1929 tuvo que abrir otras dos fábricas en Los Ángeles, produciendo un poco más de 300,000 juguetes por día.

Diviértete jugando con el Yo-yo. Imagen: t_pearce
Diviértete jugando con el Yo-yo. Imagen: t_pearce

El Yo-yo, un juguete mexicano

El primer juguete Yo-yo en México fue hecho de madera por la marca Sheiro.

Por supuesto existían las versiones caseras igualmente de madera, pero fue esta marca quien hizo popular el juguete en todo el país.

Era jugado por los varones exclusivamente hasta que, en 1962, la empresa Plastimarx, quien fabricaba yo-yos de plástico lanzó una campaña para promover el uso del juguete por las niñas para incluirlas en la diversión del día a día.

Jugando Yo-yo. Imagen: ThoughtCo
Jugando Yo-yo. Imagen: ThoughtCo

El Yo-yo en la actualidad

Hoy en día es raro encontrar a personas haciendo uso de este juguete, sin embargo, aún existen lugares en donde es demasiado demandado ¡Además, hay concursos para aquellos hábiles con la cuerda!

Las asociaciones que siguen trabajando para mantener la tradición de este juguete son “La Asociación Mexicana del Yo-Yo” y “La Asociación Mexicana de Trompo y Yo-yo del Caribe”.

Los juguetes jamás pasarán de moda gracias a la alegría que nos hacen pasar, además de que relajan el estrés.

via GIPHY Yo-yo

En resumen ¡No esperes más y ve a comprar un Yo-yo ahora mismo! y asombrate haciendo trucos, y recuerdaYo yo juguete tradicional mexicano

#NuncaDejesDeViajar

Continua Leyendo

Trending