El Souvenir

Muñecas Dönxu, un ícono de Amealco, Querétaro

Cuando observamos algunos de los juguetes que marcaron nuestra infancia, la nostalgia se apodera de nosotros con flashbacks en los que estamos con nuestros amigos, compartiendo momentos, risas y disfrutando de una de las épocas mas maravillosas de nuestra vida: la niñez. ¿Alguna vez escuchaste hablar de las Muñecas Dönxu?, si tu respuesta fue negativa, entonces quédate con nosotros pues su historia es bastante interesante.

Este fue uno de los primeros juguetes que surgieron dentro de la comunidad Otomí de San Ildefonso en Querétaro, ¡así es!, ademas de las Muñecas Lele, las Muñecas Dönxu también se han encargado de alegrar los días de los mas pequeños de la comunidad. Ambas fueron declaradas Patrimonio Cultural en 2018, y son un símbolo orgulloso mexicano.

Muñecas Dönxu. Foto por Diario Querétaro.

Amealco y sus arraigadas costumbres

Amealco es uno de los 18 municipios que se encuentran en el estado de Querétaro, donde se distribuyen aproximadamente 34 comunidades de origen Otomí. Una de las mas importantes (en donde se han creado las Muñecas Dönxu ) se ubica en San Ildefonso, Tultepec, con 2,300 habitantes.

Aquí, hombres y mujeres portan con orgullo su vestimenta Ñanhú u Otomí, elaborada con manta y preciosos bordados de colores.

Amealco, Querétaro. Foto por Querétaro Travel.

En esta comunidad todas las mujeres saben tejer pues el bordado a mano es uno de los pilares fundamentales de su economía, y una costumbre que ha trascendido de generación en generación.

Los bordados de las mujeres otomíes puedes encontrarlos no solo en prendas, sino también en algunos accesorios como bolsas, sombreros y collares que seguro te van a encantar.

Comunidad Otomí. Foto por Música México.

Las Muñecas Dönxu, ¡un homenaje a la mujer indígena!

La historia de estas muñecas es muy particular, y es un ejemplo de que la creatividad mexicana no tiene límites. Surgieron debido a la falta de recursos económicos para comprar muñecas de plástico a las niñas de la comunidad.

Fue entonces cuando sus madres decidieron sustituir el plástico por tela, creando así juguetes incluso mas resistentes y personalizados.

Muñecas Dönxu. Foto por Diario Querétaro.

Dönxu significa muñeca en Otomí y rinde homenaje a la mujer indígena, siempre trabajadora, una excelente ama de casa, y que lucha día con día para dar lo mejor a su familia.

Como muestra de ello, estas muñequitas siempre traen en su regazo un bebé, que representa el amor por los suyos y la fertilidad.

Es muy nostálgico pensar que muchas de las niñas que crecieron acompañadas de sus Muñecas Dönxu hoy en día son madres que se dedican a elaborarlas y preservar sus tradiciones.

Muñecas Dönxu en proceso. Foto por San Juan del Río.

¿Cómo se elaboran?

Puedes encontrar una gran variedad de Muñecas Dönxu; grandes, pequeñas, con bordados de todos los colores, sombreros y hasta trencitas y peinados diferentes.

Para su elaboración, se utiliza como base la tela de manta, que se rellena con algodón para darle estructura al cuerpo.

Posteriormente, su carita es bordada cuidadosamente, colocando así una agradable sonrisa en su rostro, y unos ojos pequeños y rasgados.

Muñecas Dönxu. Foto por Diario Querétaro.

Su cabello se hace con estambre negro que se trenza y es adornado con listones de colores vivos. Su vestimenta siempre es la misma, pero con diferentes diseños y tonalidades en sus blusas de manga larga con cuello alto y faldas largas de seda.

A continuación, te dejamos un video de su elaboración, esperando que al igual que nosotros te hayas enamorado de estas peculiares muñecas. Si visitas Amealco, ya sabes cuál es el souvenir ideal, recuerda no regatear y #Nuncadejesdeviajar!.

Salir de la versión móvil